martes, 19 de febrero de 2008

8. A las grandes empresas solo les importan las utilidades.


Money for nuthin (part 1)
Originally uploaded by ThomasThomas
Escrito por el Dr Madsen Pirie

Esto supondría que todo lo demás debe ser ignorado o puesto en segundo término en su búsqueda inmoral y desconsiderada de utilidades. Eso ni siquiera se acerca a la realidad. De hecho, la actividad empresarial la realizan personas sujetas a los mismos límites morales que el resto de las personas. Es más, debido a la naturaleza de su actividad, estos límites son aún más estrechos.

Hacer negocios no significa timar a las personas o engañarlas de modo que paguen de más por algo que no desean. Por el contrario, una persona de negocios les proporciona bienes y servicios que prefieren tener en lugar de dinero. A cambio, el hombre de negocios recibe algo que prefiere tener en lugar de los bienes y servicios que proporciona, el dinero. Ambas partes ganan con la transacción. La inmensa mayoría de las personas de negocios participan de en actividades honestas e incluso honorables.

La actividad empresarial está basada en la confianza. El comprador confía que el vendedor le entregará bienes de la calidad esperada y el vendedor confía en que el comprador pagara por ellas conforme fue acordado.

Por supuesto que las empresas buscan utilidades, para eso están. Pero si buscan maximizar sus utilidades en el corto plazo sacrificando la calidad y la integridad, saben que estarán en problemas. Las empresas ganan nuevos clientes y mantienen a sus clientes si su reputación es buena. Es una estrategia de largo plazo construir y mantener la confianza. Va en contra de los intereses de la empresa engañar a sus consumidores o venderles productos malos. Su reputación y negocio sufrirían a causa de ello.

Las grandes empresas no pueden contactar a sus clientes cara a cara del modo en que un pequeño comerciante lo hace para construir una relación de confianza. Es por eso que para las empresas grandes es de suma importancia proteger su reputación y sus maracas pues en ellas se deposita la confianza de los consumidores. A las empresas les importan no solo las utilidades, sino también su buen nombre.

Entrada original en inglés.

5 comentarios:

El Nahual dijo...

Es cierto, el nombre de toda gran empresa se cuida al maximo. No obstante, si se han dado y se van a seguri dando casos empresas que actuan en contra de esta norma. Enron y Nike son excelentes ejemplo de ello.

El Nahual dijo...

Por lo tanto, ¿Se podra considerar como mito, siendo que existen ejemplos de empresas que han hehco todo por obtener más utilidades?

Ramón Mier dijo...

nahual,

No se puede considerar como un mito la existencia de empresas, o mejor dicho de directivos y dueños de empresas que estén dispuesto a hacer cualquier cosa con tal de obtener ganancias, ya sea de forma ilícita o lícita, para la empresa o para sí mismos.

Lo que es un error y es el punto que trata de hacer el autor es que a las grandes empresas sólo les importa eso.

Muchos mexicanos se dedican al narcotráfico, a muchos directivos y dueños de empresa solo les importan las utilidades. Sin embargo, sería un error decir que los mexicanos nos dedicamos al narcotráfico o que a las empresas solo les importan las utilidades.

Sería un error decirlo, porque la inmensa mayoría de los mexicanos no nos dedicamos al narcotráfico y la mayoría de los directivos de empresas y sus dueños no están dispuestos a hacer cualquier cosa con tal de obtener ganancias.

De hecho, ahora mismo mi empresa está en medio de un proceso de certificación que exige una corporación internacional a sus distribuidores para estar seguros de que ellos no incurren en prácticas corruptas.

Dicha corporación está anteponiendo su interés de obtener utilidades, el de que ni ellos ni sus distribuidores corrompan a funcionarios públicos, el de cumplir la ley y el de proteger a sus accionistas.

Enron es un buen ejemplo de prácticas corruptas y fraude, no solo contra los consumidores, sino también contra los accionistas. Fueron precisamente los tenedores de acciones quienes más sufrieron y los funcionarios que cometieron crímenes fueron juzgados.

La responsabilidad que tienen los directivos de las grandes empresas y las consecuencias que sufren por incumplirlas son muy altas. Bastante más altas que las que pueden llegar los funcionarios de gobierno cuando incumplen las suyas.

En cuanto a Nike solo tengo que decir que los cuestionamientos en su contra son de una naturaleza muy distinta al fraude. Tiene que ver con sus prácticas laborales y eso amerita una discusión por separado.

Saludos y gracias por comentar.

Juan dijo...

hola ramon
podrias ser mas especifico sobre esa certificacion anticorrupcion? link.

Ramón Mier dijo...

Juan,

El proceso consiste en que como empresa Mexicana debo presentar una serie de información que le permite a la corporación saber en la medida de lo razonable que mi empresa no participa en prácticas de corrupción.

Esto incluye cartas de referencia comercial y bancaria (preferentemente de empresas que coticen en bolsa).

Cartas juramentadas de no participar en actividades corruptas. Listas de cuentas bancarias en México y en el extranjero. Relación de familiares que participan en el servicio público, etc...

Es un proceso que nos tomo si mal recuerdo un par de meses.

No se trata de una certificación tipo ISO, sino mas bien de un proceso de verificación conciensudo.